Real Oviedo

Anquela tiene en las dos versiones del Real Oviedo su propio «caballo de batalla»

Anquela tiene en las dos versiones del Real Oviedo su propio «caballo de batalla»

«Si damos la versión mala regalamos, y el que regala lo paga, pero si damos la buena, compitiendo y jugando bien al fútbol, el que nos haya querido ganar ha tenido que hacer muchas cosas»

EFE

El entrenador del Real Oviedo, Juan Antonio Anquela, manifestó hoy que su «caballo de batalla» personal está en no saber cuál de las dos versiones va a ofrecer el equipo en cada encuentro, lo que le ha llevado a hablar con sus futbolistas y a pedirles que compitan «al nivel de la categoría» que han mantenido la mayor parte de la temporada.

«Pienso que mis jugadores están siempre preparados porque en el trabajo diario van a tope, pero también lo pensaba cuando fuimos a Soria. Si damos la versión mala regalamos, y el que regala lo paga, pero si damos la buena, compitiendo y jugando bien al fútbol, el que nos haya querido ganar ha tenido que hacer muchas cosas», analizó el jienense.

Más noticias

Para Anquela, es importante que su equipo recupere la «fe en el trabajo que hace» ya que eso les convirtió durante muchas fases de la temporada en un rival «con las ideas claras» y a la altura de lo que exige la Segunda División.

«Unos días damos el nivel que requiere esta categoría y otros no. Yo quiero un Oviedo que compita como cuando hemos ido a campos importantes en los que, independientemente del resultado, hemos peleado hasta el último segundo. Un Oviedo fiel a su filosofía, el que ha hecho bien las cosas durante mucho tiempo y el que estamos preparados para ser», señaló el entrenador azul.

El técnico, que afirmó haber sacado «más cosas buenas que malas» de la victoria ante el Lorca, no se confía en la visita a Pamplona y afirmó que, aunque no será fácil, los suyos tienen que salir a «comerse al rival» porque el Osasuna es un equipo que «tiene de todo en todas las posiciones».

Para ello tendrá que solventar la baja por tarjetas de Mossa, lo que abre las puertas del once a hombres como Varela, Hidi o Pucko, jugadores que no han entrado siquiera con asiduidad en las convocatorias y que han de «dar el paso» ahora.

«Lo hablé con Linares el otro día, no hay que dejar a nadie en el camino. Antes eran los capitanes los que te decían las cosas, y aunque el fútbol ha cambiado mucho, hay momentos en que tienen que tirar de ellas. No sabemos que va a pasar, igual tiene que jugar gente que iba convocada, la cuestión es que aquí no va cada uno a lo suyo, aquí lo mío es lo mismo que lo tuyo», concluyó el propio Anquela, que quiere a todos sus efectivos unidos a la causa.

Los azules trabajaron a puerta y finalizarán la semana de entrenamientos mañana en el Carlos Tartiere antes de partir rumbo a Pamplona, donde se enfrentarán a Osasuna (sábado, 20:30 horas) con las únicas ausencias de Mossa y Olmes, que aún se recupera de su lesión.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos