El Anxo Carro se les atraganta al Real Oviedo en Segunda

El Anxo Carro se les atraganta al Real Oviedo en Segunda
El oviedista Toché remata a portería en una acción del partido de la pasada temporada. / DANIEL MORA

El entrenador del Lugo, Francisco Rodríguez, considera que el Real Oviedo es un equipo hecho para pelear por el ascenso

R. J. GARCÍA OVIEDO.

El Real Oviedo afrontará mañana el reto de lograr su primera victoria en el Anxo Carro en Segunda, un estadio en el que todavía no ha sido capaz de salir victorioso en la categoría de plata. Los carbayones visitaron el campo gallego en las dos últimas temporadas y los encuentros se saldaron con un empate y una derrota, pese a que se pusieron por delante en el marcador en sendas ocasiones.

Hace dos temporadas los de Sergio Egea lograron en la primera mitad adelantarse por 0-2 y acabaron empatando, mientras que el pasado curso Toché adelantó a los de Fernando Hierro, para acabar cayendo por 2-1. En Segunda B, el saldo es más positivo, con una victoria y un empate.

Además, el conjunto lucense es de especial mal recuerdo para el defensa azul Varela, ya que en el encuentro de la pasada temporada sufrió una lesión de rodilla que le mantuvo apartado del equipo el resto de la campaña. El infortunio del andaluz ante los gallegos continuó esta pretemporada, ya que en el Trofeo Emma Cuervo se lesionó también en la rodilla y estuvo un par de meses apartado del equipo.

Más Real Oviedo

El técnico del Lugo, Francisco Rodríguez, cree que los azules están más obligados que ellos a pelear por las primeras posiciones de la clasificación, ya que considera que se trata de «un equipo hecho para pelear por el ascenso y con jugadores expertos en la categoría».

En este sentido, deja mayor responsabilidad para los de Anquela, que entiende que tienen «la obligación de luchar hasta el final por los seis primeros puestos». No obstante, no oculta que el Lugo, sin esa «obligación» tiene que sentirse responsable de «tener la ambición necesaria como para seguir el camino que hemos llevado durante todo el año». «Al final la presión nos la vamos a marcar nosotros», remachó.

Por ello, Francisco advierte a los suyos de que en lo que no les puede ganar el conjunto oviedista es en «hambre y en competitividad». Además, asume que la afición azul va a estar con los suyos, pero cree que ellos también van a estar muy arropados. «Nosotros tenemos a nuestra gente, que nos apoya muchísimo y en los últimos partidos de casa nos han ayudado a conseguir los puntos que hemos sacado». Espera por ello «vivir una buena tarde de fútbol y que al final, dentro de un ambiente deportivo, podamos festejar la victoria del Lugo».

Lo que tiene claro es que para sacar adelante el encuentro tienen que «ser valientes, jugar nuestro partido y buscar nuestro único objetivo que es ganar».

Síguenos en

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos