El Oviedo dimite de la pelea (Cultural 2-0 Real Oviedo)

Cultural Leonesa - Real Oviedo
Hugo Álvarez

El conjunto azul se queda con opciones remotas de alcanzar el 'play off' en la última jornada

Ramón Julio García
RAMÓN JULIO GARCÍAOviedo

Derrota dolorosa la sufrida esta noche por el Real Oviedo en León. El conjunto azul, que se jugaba la temporada en noventa minutos, no estuvo a la altura y acabó cayendo en el Reino de León ante una Cultural que aprovechó sus ocasiones. Ahora, el Oviedo queda pendiente de varios rebotes en la última jornada para alcanzar el 'play off'. El Oviedo, además de ganar su partido, debe esperar una derrota del Cádiz, que el Numancia no gane en la última jornada y que el partido Valladolid-Osasuna no termine en empate. Una jugada a cuatro bandas

La alineación azul no presentó sorpresas, con la presencia de Verdés en el la posición de central zurdo, en sustitución del sancionado Christian Fernández, el resto lo previsto. También como era previsto los azules salieron a presionar desde muy arriba la salida de balón de la Cultural, que tuvo que jugar en largo para superar el trabajo de los azules.

2 Cultural Leonesa

Palatsi; Bastos, David García, Albizua, Ángel García;Martínez, Mario Ortiz, Sergio Marcos (Yeray, m. 61); Señé (Samu, m. 83), Emi Buendía (Moutinho, m.77); y Rodri.

0 Real Oviedo

Alfonso; Carlos Hernández, Verdés (Fabbrini, m. 57); Diegui Johannesson, Folch, Rocha (Toché, m. 63), Mossa (Yeboah, m. 68); Aarón Ñíguez, Linares y Saúl Berjón.

Goles:
1-0, min.45+2: Señé de penalti; 2-0: m. 90+4, Rodri.
árbitro:
Eiriz Mata (Comité Gallego). Mostró tarjetas amarillas a David García y Samu por parte de los locales; y a los visitantes Carlos Hernández, Forlín, Fabbrini y Linares.
Incidencias:
terreno de juego en buenas condiciones. Más de 2.000 oviedistas en las gradas.

Alfonso fue decisivo a los dos minutos cuando un balón a la espalda de la defensa dejó solo a Señé ante él, pero el portero acertó a mandar a córner, en una intervención providencial.

El partido tenía la tensión de lo mucho que se jugaban los dos equipos y cada acción tenía la máxima intensidad y era coreada desde la grada. Los locales se fueron poco a poco encontrando cómodos con el balón y empezaron a acercarse a la portería azul con cierto peligro.

El juego oviedista, como toda la temporada estaba volcado a la izquierda, aunque Saúl Berjón abandonó pronto ese costado para irse a la derecha y tratar de asociarse con Diegui Johannesson, pero no acababan de conectar y la Cultural seguía mandando en el partido. Lo que pudo costar un disgusto en un disparo de Rodri a puerta vacía que pegó en el poste. La réplica azul fue inmediata y Diegui Johannesson estuvo a punto de marcar en un buen centro de Saúl Berjón.

Los de Anquela seguían sin encontrar su sitio en el campo y eran superados en el centro del campo una y otra vez por una Cultural mucho mejor plantada. El partido iba al descanso cuando, cumplido un minuto y medio de los que añadió el árbitro, en una jugada ya finalizada, el juez de línea llamó al colegiado y éste señaló penalti por un empujón de Forlín a Señé. El ex azul fue el encargado de ejecutar la pena máxima, que transformó engañando a Alfonso.

La forma fue cruel, pero la realidad era que el conjunto local estaba siendo mejor y había dispuesto de ocasiones para haberse adelantado antes en el marcador, ante un conjunto azul, que volvió a tener muchos problemas para ener el balón y que acusa una excesiva dependencia de Saúl Berjón, al que los locales tenían especialmente vigilado.

El conjunto azul veía como se le escapaban las opciones de meterse en el 'play off', o al menos de llegar a la última jornada con opciones de hacerlo. Eso se tradujo en el reinicio del juego en que el equipo salió más enchufado ante una Cultural que ya parecía querer guaradar el resultado y evitar lo que le había sucedido la pasada jornada ante el Nástic.

Anquela movió el banquillo para dar entrada a Fabbrini por Verdés y pasar a jugar con defensa de cuatro, mientras que con el italiano buscaba tener más el balón y ganar el centro del campo.

Un disparo de Rocha a las manos de Palatsi fue el primer aviso azul, aunque el portero detuvo sin problemas.

Más Real Oviedo

No fue el único cambio azul, ya que poco después, Toché ingresó en el campo para suplir a Rocha después Yeboah entró por Mossa. con lo que los azules estaban en el campo con una de las versiones más ofensivas posibles.

El acoso ovetense comenzó a ser intenso y el juego se desarrollaba en el campo local, con algunas acciones peligrosas de los locales a la contra. Saúl Berjón tuvo una buena oportunidad en un lanzamiento de falta, pero Palatsi despejó a córner.

Los azules, a la desesperada, cometían imprecisiones que daban vida a la Cultural, que aprovechaba los espacios de un equipo volcado sobre la portería contraria.

El partido llegó al tiempo reglamentario con el mismo resultado y el árbitro añadió siete minutos que alargaban la vida de los azules. Sin embargo, lo que sucedió es que la Cultural sentenció con una contra en la que Rodri se presentó solo ante Alfonso y le batió por bajo, enterrando así muchas de las opciones de los azules de poder meterse en el 'play off'.

Síguenos en

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos