El Comercio
Real Oviedo
Jagoba Arrasate.
Jagoba Arrasate. / E. C.

Arrasate considera «un reto» recibir al Real Oviedo «en su mejor momento»

  • «Cuando ve que la gente de fuera aprieta, uno se viene arriba y anima más», indica el técnico del Numancia sobre la nutrida presencia de oviedistas en Soria

Con la necesidad de poner fin a una racha de tres derrotas consecutivas, Jagoba Arrasate asume como «un reto» la visita de un Real Oviedo al que ve «en su mejor momento». «Un candidato a subir con un entrenador muy mediático que está haciendo muy bien las cosas», profundizó ayer sobre el conjunto carbayón el técnico del Numancia, que expuso que los ajustes introducidos por Hierro imprimieron solidez a los azules y pusieron fin a los problemas que «estaba teniendo» lejos del Carlos Tartiere.

El preparador vizcaíno elogió el potencial ofensivo de los azules al destacar la figura de Toché y sus acompañantes en los costados de la vanguardia del cuadro oviedista, que contará en las gradas de Los Pajaritos con una nutrida presencia de sus aficionados. Una circunstancia que Arrasate considera «un plus» en lo que espera que finalice como «un día bonito para todos los numantinos. «Es un aliciente. En estas situaciones nuestro público se viene arriba y es un plus que venga gente de fuera porque seguro que anima más. A ver si entre todos lo podemos sacar», explicó el exentrenador de la Real Sociedad, que destacó que son él y sus jugadores «los que tenemos que contagiar» al público.

Arrasate indicó que no le preocupa la falta de gol de su equipo y señaló que «hay otras cosas donde tenemos que mejorar o meter más mano» para «reaccionar ya». Ante la buena dinámica que atraviesa el Real Oviedo no ocultó que tendrán «en cuenta lo que está enfrente», pero instó a volver a mostrar el «hambre» que permitió a los sorianos disfrutar de su mejor momento a nivel de resultados esta temporada. «Si lo hacemos vamos a tener opciones seguro», apostilló.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate