Real Oviedo

Sin tiempo para sentarse

La grada azul disfrutó con una nueva victoria de su equipo en el Carlos Tartiere.
La grada azul disfrutó con una nueva victoria de su equipo en el Carlos Tartiere. / M. R.
  • Toché marcó cuando muchos aficionados llegaban al estadio

Toché no esperó a demostrar su idilio con el gol y pilló a muchos de los cerca de 15.000 espectadores sin ocupar su asiento, ya que no esperó ni dos minutos para encarrilar el partido. El gol metió de golpe a los aficionados en el partido y los ánimos al equipo no cesaron en todo el partido.

El Domingo de Ramos sirvió para que la afición azul aclamara al delantero murciano, que ya suma catorce goles, y sobre todo se esté mostrando especialmente efectivo, ya que aprovecha casi todas las ocasiones que tiene. Ni las vacaciones de Semana Santa, ya iniciadas por muchos, ni la tarde primaveral restaron presencia en el estadio ovetense, donde muchos seguidores aprovecharon el buen tiempo para lucir las camisetas azules, con una grada más de ese color que en otros encuentros, en los que las prendas de abrigo predominan.

El gol madrugador también hizo olvidar la derrota de Tenerife y la actuación de Pérez Pallas. La afición estuvo con el equipo todo el encuentro y dio la ovación de la tarde a Toché cuando fue sustituido por Michu. Al igual que Hierro, la afición ya piensa en el encuentro de Lugo, donde se espera una nutrida presencia azul.