El Comercio
Real Oviedo

Hierro: «Hemos perdido una gran oportunidad»

Fernando Hierro saluda a su homólogo Juan Merino antes del inicio del partido.
Fernando Hierro saluda a su homólogo Juan Merino antes del inicio del partido. / VICENÇ LLURBA
  • El técnico azul indicó que «mientras haya vida seguiremos luchando» y lamentó que su equipo fuese tan «camaleónico»

Lo peor del resultado de ayer y de la mala imagen que el equipo azul ofreció en Tarragona es que no tiene una explicación para Fernando Hierro, que no entiende cómo el equipo pudo cambiar tanto después del descanso, al que llegó con el partido encarrilado con el 0-2. Lo que sí tiene claro el técnico es que se ha «perdido una gran oportunidad» y que «no podemos ser un equipo tan camaleónico entre la primera y la segunda parte». No obstante, Hierro no tira la toalla para entrar en el 'play off' y señaló que «mientras haya vida seguiremos peleando».

El entrenador no quiso expresar las opciones que al equipo le quedan en las cuatro últimas jornadas para poder estar entre los seis primeros. Se limitó a decir que «para las matemáticas soy muy malo». «Lo que sí sé es que seguiremos peleando y luchando, dejándonos todo lo que tenemos dentro, con nuestros errores y virtudes y los conceptos que venimos trabajando estos meses», apostilló.

La explicación de lo sucedido en la segunda mitad se hace más difícil después del buen juego de la primera y de que el equipo fuera capaz de tomar una ventaja de dos goles en el marcador. Hierro reconoció que el cambio de los dos equipos tras el descanso fue decisivo: «A veces los descansos en el fútbol cambian mucho los ritmos de los partidos, hacen que el contrario se reorganice».

El entrenador malagueño reconoció que a los suyos, tras el descanso y en especial después de encajar el primer gol, les faltó «tranquilidad, paciencia, posesiones largas y entender que esta categoría es muy especial». El técnico trató de recomponer el equipo después de recibir el primer gol. «Hemos intentado cerrar más por el medio, sabiendo que ellos iban a buscar el juego directo con dos delanteros y a partir de ahí buscar la salida con un poquito de tranquilidad», analizó. Sin embargo, explicó que en ese momento les faltó «balón, paciencia, entender que si queríamos salir debía ser a partir de nuestra posesión».

En lo que insistió mucho el técnico es en que el rival también cambió su forma de jugar ante el resultado adverso y eso no lo supieron leer. «Con el 1-2 nos entran muchas dudas, porque hasta el 1-2 estábamos concediendo muy poco y habíamos tenido alguna oportunidad para hacer el 0-3 e incomprensiblemente pasan estas cosas en el fútbol», indicó en alusión al gran cambio del equipo.

Una de las carencias que encontró en los suyos tiene que ver con la actitud, ya que dijo que no habían entendido «las segundas jugadas». «Nos ha faltado cerrar la frontal del área y los dos goles son muy similares», expuso.

El preparador azul cree que es el momento de analizar lo sucedido y reconoce que «es verdad que eran tres puntos vitales de cara a llegar con opciones al tramo final», pero insistió en que «seguiremos peleando». «Seguiremos luchando, nos prepararemos para el siguiente partido, pero me voy con la sensación de que hemos perdido una buena oportunidad», concluyó el técnico.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate