El Comercio
Real Oviedo

REAL OVIEDO

Real Oviedo | «Todo lo que no sea ganar será poner punto final a la temporada»

fotogalería

Christian Fernández juega con el balón y una botella durante uno de los descansos del entrenamiento. / ELOY ALONSO

  • Christian Fernández cree «al cien por cien» que con tres triunfos los azules lograrán una plaza para disputar el 'play off'

La ilusión del oviedismo por completar el camino de regreso a Primera pasa por el pleno de triunfos en las tres últimas jornadas. El vestuario azul ha asumido que los nueve puntos forman la combinación que abre la caja fuerte de las plazas del 'play off' y no hay margen de error para introducirla.

«Hay que ganar. Todo lo que no sea eso será poner punto final a la temporada», proclamó Christian Fernández, que no regateó ayer la trascendencia del duelo que los azules librarán este domingo en Córdoba. «Se nota en el ambiente que huele a final», confesó el lateral izquierdo santanderino, dispuesto a aprovechar el nuevo horizonte que abrió para los azules el tropiezo sobre la bocina del Valladolid en Anduva tras un gol de Balbi en propia puerta.

«Nos abrió un futuro a corto plazo y hay que coger esa oportunidad», expresó el cántabro acerca del choque en El Arcángel, donde el conjunto carbayón ya sabrá lo que han hecho sus rivales por la sexta plaza. El Huesca, con solo un punto de ventaja sobre los azules, abre la jornada sabatina en su feudo ante el Lugo y dos horas más tarde el Valladolid defiende su posición de privilegio en esa lucha a tres bandas con un duelo contra el Getafe.

«El peor enemigo del Oviedo ahora mismo es el Oviedo», expuso Christian Fernández, que aunque no oculta que el conjunto carbayón necesita un pinchazo de sus adversarios en la carrera por el 'play off' considera que el primer factor para que la ecuación de la sexta plaza se resuelva de forma favorable para los azules pasa por que completen una recta final de campaña inmaculada. «Lo creo al cien por cien. Si conseguimos tres victorias seguidas creo que jugaremos 'play off', porque tanto por arriba como por abajo se están jugando sus objetivos quitando al Reus y al Sevilla Atlético», auguró el contundente defensor cántabro.

Tras los pasos de 2015

Esa necesidad de forjar un idilio regular con el triunfo sin vuelta de hoja implica enlazar dos victorias a domicilio por primera vez esta temporada y repetir una racha que se les resiste a los oviedistas desde hace más de dos años. La sellaron en marzo de 2015, cuando los azules golearon en Barreiro (1-4) al Celta B y dos semanas más tarde se impusieron con un gol de Susaeta al Lealtad en Les Caleyes tras derrotar al Marino en el Carlos Tartiere. Este curso, al igual que el pasado, el conjunto dirigido por Fernando Hierro también ha sido capaz de encadenar tres semanas sumando por partida triple, aunque dos de ellas llegaron en el Carlos Tartiere.

El próximo escollo que deberán superar los azules para mantener la ilusión de jugar la próxima campaña en la élite del fútbol nacional están enfrascados en una delicada pugna por no caer en Segunda B. Una guerra que Christian Fernández conoce bien tras haber combatido en ella la pasada temporada en el Huesca. «Cuando está en riesgo tu patrimonio personal, el de tu familia y tu vida profesional, te agarras a lo que sea», confesó el cántabro, que insta a mantener la fe y considera el choque ante el Zaragoza «la línea a seguir». «Tenemos una reválida el domingo y queremos aprovecharla y agarrarnos a ese tren», apostilló consciente de que en Córdoba está el andén que marca el viaje oviedista esta campaña.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate