El Comercio
Real Oviedo

Ganar y esperar es el único objetivo de los oviedistas mañana ante el Elche

  • El entrenador del conjunto azul reitera su confianza en que se puedan dar los resultados que les metan en el 'play off'

Las escasas opciones del conjunto oviedista pasan por lograr una victoria ante el Elche y esperar las derrotas del Huesca y Valladolid. Por eso, como lo único que está en manos de los azules es lo que ocurra en el Martínez Valero, el único mensaje que sale del vestuario es el de lograr una victoria y esperar.

A los oviedistas les espera un Elche ya descendido, al que probablemente sus aficionados recibirán de uñas en su despedida del fútbol profesional.

Lo que está claro es que el conjunto carbayón no puede permitirse no lograr una victoria y por eso Fernando Hierro asegura que van a Elche a «intentar sumar tres puntos, hacer nuestro trabajo y luego ver qué hacen los demás». El malagueño reconoce que no dependen de sí mismos, por lo que solo se tienen que centrar en el partido del Martínez Valero: «Vamos a intentar hacerlo bien, hacer un buen partido, llevarnos tres puntos y esperar a ver qué pasa en los demás campos».

En ese sentido, lo que tiene claro es que sería «inconcebible» es no hacer sus deberes: «No podemos fallar nosotros. Si tenemos alguna opción pasa por no fallar». El técnico mantiene el mensaje optimista y de que todo es posible en el mundo del fútbol, donde se han visto carambolas como las que necesitan los azules. «Las posibilidades, una vez ganemos, las he visto de todo tipo», añadió. No le coge por sorpresa lo que pueda pasar, «porque sabemos cómo son los últimos partidos, los nervios, la presión que existe». Entiende que «hay que competir con eso y puede pasar cualquier cosa, pero todo pasa por no fallar nosotros o no tendremos nada en lo que mirar a los demás».

En caso de derrota del Huesca y empate del Valladolid la clasificación se definiría por el coeficiente entre oviedistas y pucelanos, con una clara ventaja para los de Paco Herrera, que están empatados en el particular, pero tienen seis goles de ventaja en el general. Eso es algo que lamentó Fernando Hierro, que asume que «la diferencia de goles es mucha. Perdimos una buena oportunidad de acortarla en casa», pero insiste en que van con la idea de ganar «nadie va a hacer nuestro trabajo por nosotros».

El Valladolid recibe al Cádiz, cuyo entrenador, Álvaro Cervera, ya anunció que van a jugar los menos habituales, mientras que el Huesca visita al Levante, ya ascendido y que esta semana tuvo cuatro días de descanso, aunque su entrenador Juan Ramón López Muñiz anunció que «no entendemos otra forma de trabajar que no sea competir».

Hierro confía en que Levante y Cádiz compitan al máximo con el objetivo de la victoria: «Entiendo que todo el mundo va a intentar ser deportivo y profesional, y no llamo a uno u a otro. Un deportista sale al campo a ganar, no sale a perder, por lo tanto no barajo otra cosa».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate