La plantilla retomó los entrenamientos con la mirada puesta en Osasuna

Juan Antonio Anquela. /  E. A.
Juan Antonio Anquela. / E. A.

Fabbrini, Toché, Aarón Ñíguez y Edu Cortina, lesionados de larga duración, fueron las únicas ausencias en la sesión

R. J. G. OVIEDO.

La plantilla azul volvió ayer a los entrenamientos, tras dos jornadas de descanso, y lo hizo con la buena noticia de que las únicas ausencias con el grupo fueron las ya conocidas: los lesionados de larga duración, Fabbrini, Toché, Edu Cortina y Aarón Ñíguez.

Los jugadores tuvieron antes del inicio del entrenamiento una sesión de vídeo en la que se repasó el encuentro del pasado sábado ante el Lorca. Posteriormente, los jugadores saltaron al campo número dos de El Requexón, donde se llevó a cabo una sesión de trabajo de algo más de una hora en la que se cuidó especialmente el aspecto físico.

En la sesión trabajaron con total normalidad jugadores que acabaron el encuentro ante el Lorca con molestias, como Diegui Johannesson, quien la pasada semana no había podido entrenarse con normalidad. También se ejercitó con sus compañeros el defensa Héctor Verdés, que la pasada jornada ya entró en la convocatoria, pero no tuvo minutos. Por tanto, Anquela podrá contar para la visita de Osasuna con los mismos jugadores que la pasada jornada.

El técnico azul ya dejó claro tras el partido de Lorca que será a lo largo de la semana y tras estudiar al rival cuando decida si el equipo mantiene el sistema de las dos últimas jornadas, con tres centrales, o por el contrario, realiza alguna modificación. En principio, todo apunta a que el técnico se decantará por el mismo sistema, ya que los resultados de las últimas jornadas lo avalan.

El conjunto ovetense tendrá esta mañana la segunda sesión de entrenamiento de la semana, a las 10.30 horas en El Requexón, que será a puerta abierta para aficionados y prensa.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos