Real Oviedo

Real Oviedo | Prueba de más nivel ante el Lugo

Carlos Hernández, ayer, en el Requexón. / ELOY ALONSO

Los azules jugarán esta tarde ante un equipo de su categoría en el Enma Cuervo | Carlos Hernández, que se enfrentará hoy a su ex equipo, destaca la exigencia de Anquela para afrontar cada sesión y cada partido

OVIEDO.

La pretemporada del Real Oviedo volvió a retomar en la jornada de ayer la carga de trabajo habitual, tras el descanso vespertino del pasado jueves, y para hoy está prevista una prueba de nivel para los oviedistas, ya que se enfrentarán al Lugo, en el Pepe Barrera de Ribadeo, en el 66 Trofeo Enma Cuervo, a las 19.30 horas (TPA).

El encuentro de esta tarde podría ser la primera oportunidad para ver en acción al último fichaje, Matej Pucko, que se incorporó el miércoles a los entrenamientos. También es de esperar que tanto Nahuel Valentini, como Aarón Ñíguez, que en Villaviciosa jugaron un cuarto de hora.

Anquela dispuso ayer dos sesiones de entrenamiento, después de que el jueves en la matinal el trabajo fuera regenerativo y se suspendiera la prevista por la tarde. El ritmo de trabajo aumentó ayer, con la única novedad de que en la sesión vespertina el centrocampista Ramón Folch realizó carrera continua y se retiró antes que el resto.

Aunque el rival de esta tarde será uno de los equipos que los azules se encontrarán en la Liga, el técnico lo afrontará como una sesión más de entrenamiento. Prueba de ello es que el equipo tiene previsto entrenarse esta mañana, tal y como ha hecho todos los días.

El único componente de la plantilla que no ha tenido minutos es Pucko, que ha estado en las últimas semanas entrenando por su cuenta y ya acumulará para esta tarde cinco sesiones con sus nuevos compañeros, por lo que es probable que Anquela le dé minutos para ir acoplándose al equipo.

El encuentro de esta tarde será especial para uno de los nuevos fichajes azules, el defensa Carlos Hernández, que las dos últimas temporadas militó en el conjunto lucense. El central jienense reconoce que para él es un encuentro distinto por tratarse del equipo del que llegó al conjunto oviedista, aunque desconoce si con la presencia del nuevo entrenador la forma de jugar será diferente: «No sé si su manera de jugar cambiará mucho, pero sabemos que el Lugo es un equipo que juega muy bien al balón y con muy buenos jugadores en mediocampo como Pita o Seoane».

Lo que tiene claro el nuevo defensa central carbayón es que será «un partido muy bonito y que servirá para medir la fuerza y ver el nivel que tenemos ambos equipos».

Por el momento, Carlos Hernández está contento de como va transcurriendo la pretemporada en la que se trata de «ir cogiendo sensaciones y con mucha carga de trabajo. Es lo que tiene la pretemporada» y donde lo fundamental es «trabajar lo que quiere el míster y estamos poco a poco cogiendo los conceptos del cuerpo técnico y soltura con los compañeros».

Precisamente sobre Anquela y lo que les pide, el defensa coincide con sus compañeros al asegurar que «es un entrenador que quiere siempre intensidad y presion tras pérdida, cosas importantes a trabajar en esta categoría, porque es lo que importa y desde el primer dia hizo hincapié en eso, en presionar fuerte, en la segunda jugada».

En estos días, en El Requexón, el técnico está mostrándose especialmente exigente con los defensas y corrigiéndoles mucho en los entrenamientos. «Al míster le gusta trabajar mucho con la defensa porque al final es la base de un equipo sólido», comentó Carlos Hernández. En este aspecto tiene claro que su obligación y la de todos es «acoplarse lo mas rápido posible a lo que quiere Anquela».

La pretemporada está siendo dura por la exigencia que impone el entrenador, reconoce el futbolista. «A Anquela se le ve especialmente exigente, la actitud y el trabajo son innegociables para él y en cada entrenamiento pide el máximo. Da igual que juguemos contra el filial, contra un Segunda B o uno de nuestra división», señaló. En lo personal dijo encontrarse muy bien desde su llegada. «La aceptación por parte del club y de los compañeros ha sido muy buena, preguntándome siempre si me hacía falta algo, y se agradece llegar a un club nuevo y tener esas facilidades, porque te adaptas mucho mas rápido».

Fotos

Vídeos