Un paso hacia un fútbol más creativo

Un paso hacia un fútbol más creativo
La llegada de Sergio Tejera está estrechamente relacionada con la voluntad de aumentar la creatividad en la medular del Real Oviedo. / E. C.

Anquela quiere 'buenos' futbolistas, del estilo de Saúl Berjón, para practicar un estilo más combinativo

Ramón Julio García
RAMÓN JULIO GARCÍAOviedo

«Hace falta que se asocien los buenos, nos faltó fútbol, quiero que mis equipos jueguen bien, lo que más repito en los entrenamientos es 'toca, toca'» y otras afirmaciones por el estilo han sido repetidas por Anquela a lo largo de la temporada que acaba de finalizar. El técnico oviedista siempre quiso huir del sambenito que se le cuelga a sus equipos de aguerridos, intensos y defensivos e insistió que a él lo que le gusta es que sus conjuntos jueguen bien en todas las facetas.

Esa intención del entrenador es la que está marcando la búsqueda de refuerzos para la próxima campaña, en la que el entrenador buscará un paso más en el juego combinativo del equipo. Una de las virtudes del técnico es saber sacar lo mejor de sus jugadores y aunque parte de la base de que el esfuerzo y la intensidad no se negocian, quiere jugadores de calidad a los que suele sacar lo mejor de sí mismos.

Un ejemplo de que los jugadores de calidad tienen protagonismo con Anquela es que con él Samu Sáiz ofreció su mejor versión en el Huesca. También Melero fue protagonista u otros como Julio Álvarez y Fran Mérida en el Numancia. Entre sus frases más célebres del año está su afirmación que indica que «si eres bueno, corre, si no lo eres, corre el doble».

Más Real Oviedo

El tercer jugador que más minutos ha disputado esta temporada fue Saúl Berjón, que además de ser clave en las acciones a balón parado, tuvo protagonismo absoluto en el juego de ataque del equipo. Al ovetense y a atacantes como Aarón Ñíguez es a los que el técnico exige más. Por ello, echó en falta a jugadores llamados a tener protagonismo en ese aspecto, como el italiano Fabbrini, con el que solo pudo contar en la fase final del campeonato y tampoco estuvo al nivel que de él se esperaba.

También subyace en las palabras que el técnico manifestó en las ruedas de prensa posteriores a los encuentros que no reprochaba el esfuerzo a los suyos. Sin embargo, sí dijo en varias ocasiones que les faltó fútbol.

Uno de los primeros pasos que ha dado el equipo para reforzarse esta temporada es la incorporación del medio Sergio Tejera, un jugador del que el técnico espera más salida de balón de la que el equipo ha tenido esta temporada. También el ghanés Richard Boateng es un jugador ofensivo y que tiene calidad con el balón y facilidad para incorporarse al ataque.

El Real Oviedo que viene para la próxima temporada parece que será un equipo que apueste más por el juego combinativo, pero partiendo de la premisa de no perder el rigor defensivo y la intensidad. El técnico quiere volver a su dibujo favorito, con el 1-4-2-3-1 como base y en el que los tres centrocampistas más adelantados sean jugadores de clara vocación ofensiva, que destaquen por asociarse para tener el balón y llegar con bastantes efectivos al área contraria.

Esa intención del entrenador andaluz es la que hace que los responsables de la parcela deportiva del club estén inmersos en la búsqueda de jugadores de ese perfil. Futbolistas que permitan al equipo ser más protagonista con el balón y evitar la dependencia del balón parado o de Saúl Berjón.

Síguenos en

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos