El Real Oviedo se posiciona para el salto

El Real Oviedo se posiciona para el salto
Juan Antonio Anquela dirigirá por segunda temporada al Real Oviedo para prolongar el crecimiento clasificatorio. / ELOY ALONSO

El conjunto azul es el único que ha terminado la Liga entre los diez primeros clasificados las tres últimas temporadas

I. ÁLVAREZ OVIEDO.

El Real Oviedo se prepara para refrendar su progresión con el regreso de la máxima categoría del fútbol español en el horizonte. Desde su anhelado ascenso materializado en 2015, el conjunto carbayón se ha afianzado en Segunda División sin los sobresaltos que han sufrido otros clubes históricos, con un rumbo sin atisbos de naufragio que le pretende vislumbrar el nuevo curso con la ilusión de dar un paso más en el desarrollo de un proyecto estructurado en torno a la figura de Juan Antonio Anquela.

Solamente el 'golaveraje' particular con el Numancia privó a los azules de luchar por el tercer billete que conduce a Primera durante estas dos semanas. Fiel a ese mantra del técnico jienense que impulsó a sus jugadores a luchar hasta el último minuto del último partido por engancharse al vagón que permitía meterse en la última vía rumbo a la gloria, los oviedistas se quedaron a las puertas del sueño en la campaña del estreno del andaluz en el banquillo local del Carlos Tartiere.

A pesar de no poder solventar ese escollo de los malos resultados en el último tercio de temporada que se interpone en el sendero competitivo azul desde la vuelta a Segunda, el pasado curso los oviedistas subieron un peldaño más en su particular escalera. Anquela engrosó el casillero azul hasta los 65 puntos, una cifra que en los dos cursos anteriores permitía conseguir plaza entre los seis primeros, pero debido al incremento de la nota de corte para el 'play off' relegó a la tropa del veterano general jienense a la séptima posición.

Más Real Oviedo

Octavos en la temporada a las órdenes de Fernando Hierro y novenos tras un calamitoso final de campaña en el año en el que David Generelo tomó el relevo de Sergio Egea al frente del equipo de la capital del Principado, el club carbayón se ha afianzado en la parte noble de la clasificación en la categoría. El conjunto azul es el único equipo de los veintidós que competirán en Segunda el próximo curso que ha finalizado entre los diez primeros de la tabla las tres últimas campañas. Regularidad en la categoría más proclive a las sopresas, que devora etiquetas de favoritos como sufrieron en carne propia Granada, Sporting y Osasuna, los tres candidatos a repetir la compleja maniobra de celebrar un ascenso exprés culminada por el Levante.

El conjunto carbayón, al igual que Cádiz, Huesca y Valladolid, volvió a concluir el campeonato liguero en la primera mitad de la tabla y aspira a completar la trayectoria ascendente que completaron los oscenses y salvo giro inesperado culminaron los pucelanos. Más claro está el espejo del Girona, que encontró el premio a su perseverancia al conseguir el pasaporte hacia su bautismo en la máxima categoría del fútbol español tras dos 'play off' sin éxito.

Con la confianza que le otorga su tranquilidad institucional, construida a base de unos cimientos fuertes a nivel de gestión, como expresó Juan Antonio Anquela a las puertas del último choque liguero, el conjunto azul tratará de seguir avanzando en su hoja de ruta. Ambicioso sin perder de vista las emboscadas inherentes a la categoría, el experimentado técnico jienense será por segundo año consecutivo la brújula desde el banquillo para guiar a un conjunto construido con diferentes mimbres con la ventaja que le otorgan la premura a la hora de acudir al mercado respecto a veranos previos. Esperanzado en contar con un grupo más amplio para afrontar la nueva edición de la carrera de fondo, el andaluz se posiciona para dirigir el salto azul.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos