El Real Oviedo busca revancha en Vallecas

Mariga ha entrado en la convocatoria de Anquela para el desplazamiento a Madrid.
Mariga ha entrado en la convocatoria de Anquela para el desplazamiento a Madrid. / ELOY ALONSO

Los azules inician la segunda vuelta ante el Rayo, el único equipo que ganó en el Carlos Tartiere

RAMÓN JULIO GARCÍAOVIEDO.

El Real Oviedo afronta esta noche su segundo encuentro consecutivo a domicilio, visitando al Rayo Vallecano, el único equipo que esta temporada ha logrado ganar en el Carlos Tartiere. Los de Anquela comienzan la segunda vuelta con el ánimo de mantener su buen momento de juego pero, sobre todo, de lograr un triunfo que le permita seguir en la zona noble de la clasificación.

El equipo carbayón también quiere seguir demostrando que es un equipo peligroso a domicilio y que ha cambiado la tendencia de las últimas campañas como visitante, cuando lejos del Carlos Tartiere sumaba muy pocos puntos.

Más Real Oviedo

En principio, el equipo formará con el mismo once de las dos últimas jornadas, ya que el técnico no es partidario de hacer cambios cuando el equipo funciona. En la convocatoria, las novedades son la presencia de Juan Carlos, tras superar la gripe que le sacó de la convocatoria de la pasada jornada, además de Valentini, que sustituye al sancionado Verdés.

El conjunto ovetense llega al encuentro de esta noche tras el empate de la pasada jornada en Huesca, en el que el equipo dejó buenas sensaciones ante el líder y fue capaz de reponerse al error del penalti y el regaló en el gol de los oscenses.

Una vez más el técnico ha empleado buena parte del trabajo de la semana en mentalizar a los suyos de la dificultad que presentará el encuentro de esta noche en Vallecas, la misma que para el técnico tienen todos los rivales de la categoría. El conjunto madrileño está solo a un punto de los azules y es uno de los equipos que están manteniendo el pulso a los de arriba, pese a la derrota de la última semana ante el Nástic.

Los azules han cogido velocidad de crucero y poco a poco se han ido consolidando como un equipo solvente y, sobre todo, que se sabe sobre poner a cualquier adversidad que surja durante los partidos. Eso ha hecho que el equipo no baje los brazos, como ha ido demostrando, en especial desde el descanso del encuentro ante el Lugo.

El sistema con tres centrales ya no admite dudas en el conjunto azul y cada vez el equipo está más cómodo con ese dibujo, que está dando buenos resultados.

La única duda que parece podría presentar el once es cuando se podría producir la vuelta de Toché a la titularidad. El murciano tuvo sus primeros minutos en el encuentro de Huesca, pero sus dos meses de inactividad aconsejan que su incorporación al equipo vaya produciéndose de forma paulatina.

Además, el rendimiento de Linares está siendo satisfactorio y su aportación al juego del equipo está siendo importante, ya que aunque lleva varias jornadas sin marcar, el trabajo que aporta para tapar la salida de juego del rival, está siendo determinante en el rendimiento colectivo del equipo.

Los de Anquela tratarán de ser esta noche un equipo atrevido, que presione la salida de balón del rival y que además de contar con tres jugadores de clara vocación ofensiva, Aarón Ñíguez, Linares y Saúl Berjón, buscará la portería contraria por las bandas con Diegui Johannesson y Mossa.

La alineación de los oviedistas, salvo sorpresa, será la formada por: Alfonso; Carlos Hernández, Forlín, Christian Fernández; Diegui Johannesson, Folch, Rocha, Mossa; Aarón Ñíguez, Linares y Saúl Berjón. En el banquillo se quedarían Juan Carlos, Cotugno, Valentini, Varela, Hidi, Mariga y Toché. Fuera de la convocatoria se queda por decisión técnica Pucko, además de los lesionados Fabbrini y Viti, junto con Yeboah que no se ha reincorporado a los entrenamientos tras las vacaciones de navidad, ya que se encuentra en su país resolviendo asuntos personales. Se espera que el ghanés se incorpore a los entrenamientos al inicio de la próxima semana, horizonte en el que también se espera que se produzca el regreso de Fabbrini.

El conjunto oviedista no estará solo en Vallecas, ya que se espera la presencia de cerca de medio millar de aficionados oviedistas en las gradas del estadio madrileño. Entre los seguidores azules habrá cerca de dos centenares, que se han dado cita en la sede de la Peña Azul Madrid, en el bar 100 Gaviotas, en la calle Eguilaz, desde donde se desplazarán en metro a Vallecas. Allí se unirán a otros aficionados que tratarán de hacer que los suyos, una vez más, se sientan arropados lejos del Carlos Tartiere.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos