Real Oviedo | «La victoria para nosotros ya es jugar el partido»

Sid Lowe realiza el saque de honor junto a su hijo Charlie en el duelo de septiembre ante el Cádiz.
Sid Lowe realiza el saque de honor junto a su hijo Charlie en el duelo de septiembre ante el Cádiz. / ÁLEX PIÑA

El periodista británico Sid Lowe estará el domingo en el Carlos Tartiere para disfrutar de la vuelta de los derbis

R. J. GARCÍAOVIEDO.

«Era mayo, hace veinte años, y yo jugaba al fútbol en el Grisú. Jugamos en el campo de Loyola y llevábamos solo cinco minutos cuando salté con el portero. Caí y me rompí el tobillo: tibia, peroné y ligamento. La pierna miraba hacia Oviedo, el pie hacia el Naranco». Así explicaba el periodista británico Sid Lowe, en el pregón de las pasadas fiestas de San Mateo, cómo había sufrido una grave lesión. Sin embargo, esa lesión no le impidió un mes después acudir al Carlos Tartiere para presenciar el Real Oviedo-Sporting que cerraba la temporada 1996-1997 en Primera. Eso sí, tuvo que acudir en silla de ruedas.

El idilio de Sid Lowe con el conjunto azul sigue veinte años después y el próximo domingo estará en las gradas del estadio ovetense para volver a disfrutar de un partido que para él es especial, ya que supone que «estamos de vuelta».

En cuanto conoció la fecha del encuentro, Sid Lowe no dudó en organizar el viaje, en el que le acompañará su hijo Charlie. «Al principio pensaba 'igual no voy', pero luego lo pensé mejor y me dije 'hay que ir'». En este sentido, reconoce que «me hace mucha ilusión porque es un partido que llevamos esperando mucho tiempo». «Ver el estadio lleno y al equipo en un buen momento es algo que no me quiero perder», indica el periodista, que siempre está pendiente de las fechas de los partidos del conjunto oviedista para poder acudir, algo que hace siempre que su trabajo así se lo permite.

«Mi último partido grande del Real Oviedo fue ante el Sporting en la temporada 96-97»

A la hora de valorar lo que supone para el conjunto azul el encuentro del domingo, afirma que «diría que sobre todo, por encima de todo, aunque los que no son del Real Oviedo puedan no entenderlo, para nosotros la victoria es jugarlo», aunque reconoce que «luego si pierdes estás jodido, pero jugar este partido ya es importante por sí solo».

Lo que tiene claro es que el encuentro «simboliza la vuelta, aunque no del todo, porque eso lo supondrá volver a Primera». «Significa que nadie pudo con este club, pese a las situaciones tan complicadas que se vivieron», profundiza.

En cuanto a lo que representa para él, insiste en la idea anterior. «Es un poco la constatación de que vamos a jugar partidos grandes», señala. Es entonces cuando recuerda que «el último partido grande del Real Oviedo que vi fue un derbi en la temporada 96-97, en el que además estaba en silla de ruedas. La verdad que luego, como muchos, la mayor parte de partidos que vi fueron en Segunda B y Tercera», reconoce.

Las vicisitudes que vio el equipo en su deambular por Tercera y Segunda B, y la complicada situación económica que vivió el club hicieron pensar que este encuentro podría no volver a disputarse, algo que también pasó por la cabeza de Sid Lowe. «Por su puesto, como lo pensamos muchos», reconoce.

Más Real Oviedo

El periodista de 'The Guardian' tiene un hueco en el corazón de la afición por su decisiva participación en la movilización mundial para salvar al equipo en el año 2012, con un tuit en el que decía «No podemos dejar morir al equipo que nos ha traído a Inglaterra a Juan Mata, Santi Cazorla y Michu». Sin embargo, le resta importancia a este hecho. «Me da hasta vergüenza que me llamen para hablar de ello, la gente cree demasiado en lo que hice, pero hubo mucha más gente que ayudó en los momentos difíciles. Tal vez, lo único que hice fue poner un granito de arena», sostiene.

El domingo, Sid Lowe no estará solo en el Carlos Tartiere, ya que vendrá con su hijo Charlie, que ha heredado su amor por el Real Oviedo. «Es fenomenal, Charlie también va a venir, llevo días diciéndole que va a estar lleno, que habrá mucha gente, que a lo mejor es diferente a lo que puedes vivir y disfrutar en otros partidos, pero está convencido e ilusionado por venir». Como padre asegura que tiene «la sensación de tener suerte de introducirlo en un mundo de pasión grande». Para él es una especie debut», concluye.

Síguenos en:

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos